Ecopetrol apoya mejoramiento de calidad educativa en Aguazul y Tauramena.

Ecopetrol y la Fundación Escuela Nueva suscribieron un proyecto para mejorar la calidad de la educación primaria en las áreas rurales de los municipios de Aguazul y Tauramena, que beneficiará a más de 860 niños y niñas en las dos localidades del departamento de Casanare.

El proyecto, que se desarrolla como parte de la estrategia social de Ecopetrol, tiene como alcance la capacitación y acompañamiento a 54 docentes, así como la dotación de materiales del modelo “Escuela Nueva” a 22 sedes educativas rurales.

La duración proyectada es de 24 meses y comenzó con los talleres dictados esta semana a los docentes de ambos municipios, espacios en los que fue presentada la estrategia metodológica.

En Aguazul, el proyecto beneficia a 326 niños y niñas y 23 docentes en 15 sedes educativas; en Tauramena, el proyecto beneficia a 542 niños y niñas y 31 docentes en 7 sedes educativas.

“Pese a los esfuerzos realizados por el Gobierno Nacional, Colombia aún tiene grandes retos en mejorar la retención escolar y la calidad educativa, siendo esta última la variable más crítica. Por esta razón creemos que este proyecto tiene un valor significativo para la comunidad de Aguazul y de Tauramena, al brindarle a los niños y niñas de la zona rural una mejor calidad educativa”, indicó Francisco Noguera, gerente de Prosperidad Social de Ecopetrol.

El modelo pedagógico Escuela Nueva es una propuesta educativa probada que mejora la calidad de la educación en los aspectos académico, socioemocional y de ciudadanía. Ha sido mundialmente reconocido como una innovación social que provee una solución sistémica, costo-efectiva, replicable y escalable al problema de la calidad y relevancia de la educación.

Es un modelo innovador que empodera a los individuos para hacer cambios en sus vidas, en sus familias y a producir un cambio social positivo. Transforma la escuela convencional basada en la memorización, el autoritarismo y la transmisión de información en espacios que promueven un proceso educativo centrado en el aprendizaje cooperativo, la participación y la acción del alumno.

Los estudiantes aprenden en pequeños grupos utilizando guías de aprendizaje que promueven el diálogo y la interacción, el pensamiento crítico, el trabajo en equipo, la solución concertada de problemas y la aplicación del conocimiento en la familia y en la comunidad.

Las guías facilitan el aprendizaje de manera progresiva en la medida en que se avanza en el currículo. De esta forma, cada estudiante puede avanzar de un objetivo, unidad o grado al siguiente, a su propio ritmo. Adicionalmente, los padres y madres de familia se involucran en el proceso de aprendizaje a través de estrategias de  participación y acción especialmente diseñadas para ellos.

Ecopetrol y la Fundación Escuela Nueva promovieron la implementación del modelo en los departamentos de Putumayo (2006- 2007), Nariño (2007-2008) y Santander (2009). En todas las instituciones intervenidas se lograron mejoras significativas en la calidad de la educación.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *